¿Cómo se filmó la escena final de Rápido y Furioso 6?

POR: Alfredo Guzmán el Vie, 21 de Junio de 2013, 10:39 am
Alfredo Guzmán

Alfredo Guzmán | Coordinador

Licenciado en Comunicación y Periodismo por la Facultad de Estudios Superiores Aragón. UNAM  @FredoGuzmanColaborador de Atracción360.com

En cualquier película, no sólo basta con tener a la actriz más guapa o el actor de moda, sino también crear escenas que pasen a la historia por su estética y perfecto final. La saga Rápido y Furioso en su sexta entrega, ha elevado esta premisa con la escena de la explosión de un avión de carga.

 

Pero, ¿te has preguntado cómo se filmó esta emblemática escena de Rápido y Furioso 6?, en la red circula un vídeo donde se explica la realización técnica de los efectos especiales empleados en la acción final.

La escena además de ser criticada por expertos de cine, debido a la irreal e interminable pista de aterrizaje donde explota el avión, tiene la atención de los especialistas, ya que se pensaría que la realización de esta escena es totalmente por computadora; sin embargo, es la mezcla de efectos reales de una estructura metálica incendiada con un avión a escala, varios dobles de acción corriendo en los autos y las maravillas tecnológicas de los efectos especiales.

 

El director Justin Lin, en la escena quiso resaltar a los verdaderos personajes, los autos, y la filmación de ésta fue bastante peligrosa, ya que todo fue en tiempo real.

David Vickey, supervisor de efectos visuales de Double Negative, estudio encargado de la edición final, comentó "Justin quería interactuar físicamente con las cosas en el mundo real. Que sus coches, su camarógrafo y su iluminación reaccionarán al ver la escena con y para darle vivacidad”.

 

De acuerdo al supervisor del estudio que ha participado en películas como Harry Potter y Dark Knight trilogía de Christopher Nolan, explicó que el presupuesto del avión de 100  millones de dólares era demasiado costoso, por lo que tuvieron que construir un modelo a escala 1:1 con materiales metálicos como las alas, motores, y el trompa del avión, además de utilizar materiales explosivos. En conjunto rodar la escena en la base de la Fuerza Aérea Real en Hertfordshine, Inglaterra tuvo un costo de 80 mil libras.

“Los conductores de los coches estaban impulsados básicamente por sus vidas, ya que tenían 40 toneladas de metales quemados persiguiéndolos por la pista a 100 kilómetros por hora. Todo eso sumaba un realismo las acrobacias y la adrenalina que se generaron fueron espectaculares”, destacó Vickery.

 

Después en los procesos de postproducción, se montaron imágenes del avión, reflejos en la lente, efectos especiales de explosiones y la escena parece haber dado frutos, ya que Rápido y Furioso, no sólo estuvo en el gusto de los aficionados de la adrenalina y autos, sino en los mil millones de dólares recaudados en la primera semana de su proyección en las salas de cine. 

 

Checa el vídeo de cómo se filmó la escena final. 

 

Lo que pasa en la Red
Más de...