El Lincoln MKZ está listo para lucirse en cualquier espectáculo

Con una imagen futurista, una mecánica privilegiada y la nueva cara de Lincoln, el MKZ está listo para robarse el show
POR: Cristian Moreno el Mar, 29 de Noviembre de 2016, 05:06 pm
Cristian Moreno

Cristian Moreno |

Amo los autos y me apasiona la movilidad. Coordinador del concepto  Atracción en sus distintas plataformas. Editor del periódico Excélsior y conductor en Excélsior Televisión. Consultor, conferencista y colaborador del programa de radio Autos en Imagen. Ciudadano del mundo, hecho en Cuernavaca. 

Todo de maravilla en nuestra reunión con Fernando Ávi­la, director de Lincoln Méxi­co, buena comida y excelente charla; aunque lo mejor esta­ba reservado para el final: las llaves del nuevo Lincoln MKZ.

 

Ahí empezó nuestra prueba de manejo al sedán más rebelde de la legenda­ria marca americana de lujo. El de la apariencia radical y espíritu joven.

 

Fotoarte: Emanuel Urrueta

 

A pesar de la gran can­tidad de ostentosos autos que lo rodeaban, su parri­lla no permitió que pasara desapercibido al salir del restaurante.

 

Atrás quedó el tiempo de las alas y en su lugar ha llegado una enorme rejilla cromada que sirve de facha­da para el nuevo frontal de la firma, la cual se estrenó en el Continental Concept y decidieron incorporar en su benjamín, para dotarlo de una presencia que no le permite ser pasado por alto, bajo ninguna circunstancia.

 

Foto: Lincoln

 

A los lados de la parri­lla monta faros dotados de tecnología LED los cuales complementan un atrac­tivo cuadro que, enfático, nos indica el nivel de ve­hículo frente al que nos encontramos.

 

Poderoso Caballero

 

Superamos la rimbombante carta de presentación de su futurista apariencia exterior y abrimos la puerta para to­mar el control del auto. De generoso espacio y confor­tables acabados, el MKZ es un vehículo innovador que, incluso prescinde de la pa­lanca de velocidades y en su lugar incorpora una botone­ra en el tablero para elegir la marcha deseada, de la trans­misión automática de seis velocidades, con paletas de cambios detrás del volante.

 

Foto: Lincoln

 

Las apariencias enga­ñan y tantos lujos nos hicie­ron olvidar por un instante que este dócil cordero po­día convertirse a placer en una feroz fiera, bastaba con colocar la marcha co­rrecta y hundir el pie en el acelerador.

 

2.0 metros es la distancia que reconoce la llave y despliega las luces y tapete luminoso de bienvenida

 

Al hacerlo, tendríamos a nuestra disposición la gene­rosa potencia de 350 caba­llos de fuerza.

 

Aunque tal vez la cifra por sí misma poco diga de la forma en la que impulsa a este vehículo: con determi­nación y de forma contun­dente, en parte gracias a que el propulsor V6 3.0 litros se sobrealimenta con un turbocargador, que nos permite echar mano de 400 libras pie de torque, con sólo recargar el pie en el acelerador.

 

 

Basta con que el cuen­tarrevoluciones alcance las 2,750 rpm para que el largo sedán se mueva como misil.

 

La marca no ha dejado nada a la suerte y para mante­ner bajo control a este sedán ha dispuesto de una tracción integral que administra la energía en las cuatro ruedas.

 

A pesar de que compar­te plataforma con el Fusion, en realidad poco tiene en común con el ejemplar de Ford, que dista mucho del derroche de lujos y detalles de este Lincoln.

 

La firma presume que, por el momento, éste su sedán más poderoso, sin embargo a nosotros nos pareció que el atributo más importante a destacar es la agilidad que ofrece, pues para mover 1,685 kilogramos el auto está más que preparado, para además hacerlo de forma divertida.

 

El Lincoln MKZ se presentó en el Salón de loa Ángeles 2015. Foto: Ford

 

Es aquí donde cobra sentido la orientación que el grupo Ford quiere darle a Lincoln, haciéndola una marca más juvenil y según Fernado Ávila también una propuesta más dinámica e innovadora, en cuestiones de tecnología, que le dé a sus clientes atributos que vayan acorde con su estilo, que les hagan la vida más fácil y se conviertan en una extensión de su personalidad.

 

No le teme a los alemanes

 

Con una larga lista de gadgets que nos ayudan a hacer todo tipo de cosas a bordo, desde estacionar el auto, mantenerlo en el carril, advertirnos de la cerca­nía de un vehículo en el punto ciego, hasta para mantener en temperatura ideal los asientos o una iluminación de nuestro agrado, la actualización del MKZ da a este vehículo las armas ne­cesarias para estar al nivel de las propuestas más populares del segmento provenientes de Alemania.

 

Sin embargo, es en las cuestiones de equipamiento y lujo en las que esta propuesta despunta. Basta decir que más allá del trabajo hecho en la in­sonorización del habitáculo, la marca ha dispuesto de un gene­roso sistema de audio, que com­plementa a la perfección el nuevo sistema de infoentretenimiento SYNC 3.

 

Foto: Lincoln

 

El THX que solíamos encontrar en el pasado ha sido sustituido por un sistema Revel, que es posible modificar en tres nive­les, para reproducir un sonido al que la marca describe como multidimensional.

 

En carretera fue en donde encontramos el lado más des­enfrenado de este vehículo, gracias al modo Sport, que es posible elegir gracias a un siste­ma que regula la puesta a pun­to y suspensión del vehículo y que es posible orientar hacia un modo más confortable para ob­tener una marcha que absorba las irregularidades del camino, eligiendo el modo confort.

 

Foto: Lincoln

 

A pesar de que esperábamos consumos de combustible dig­nos de un superdeportivo, lo cierto es que para tener a nues­tra disposición 350 caballos de fuerza, el negocio no resultó tan malo, en parte gracias al esfuer­zo hecho por los ingenieros de la marca para reducir peso y me­jorar la eficiencia del vehículo.

 

El compromiso de Lincoln es el de ofrecer la más alta calidad no sólo en los materiales y ma­nufactura de este vehículo, sino también en la durabilidad del mismo y el que éste esté hecho en la planta de Ford de Hermo­sillo es garantía.

 

20 bocinas incluye el sistema de audio en la versión Revel, 14 en la variante de serie 

 

Luego de varios días reco­rriendo todo tipo de caminos y carreteras el nuevo Lincoln MKZ nos dejó un buen sabor de boca y la certeza de que los pasos de la marca van en la di­rección correcta.

 

 

Lincoln MKZ a fondo

 

Motor

TIPO: V6 3.0 litros turbo

POTENCIA HP/RPM: 350/ 5,500

TORQUE LB.-PIE/RPM: 400/2,750

TRACCIÓN: Delantera

TRANSMISIÓN: Automática 6 velocidades

 

Seguridad

 

BOLSAS DE AIRE: Frontales, laterales y de tipo cortina para las dos filas

FRENOS: De disco en las cuatro ruedas con ABS

CINTURONES DE SEGURIDAD: Cinco de tres puntos con, inflables en la segunda fila

MÁS EQUIPO: Control de tracción y estabilidad, monitoreo de presión de llantas y punto ciego, alarma antirrobo, cámara trasera con visión en la pantalla central, freno de estacionamiento eléctrico, sensores de reversa, seguro de niños.

 

Equipamiento

ASIENTOS: Forrados en piel con ajuste eléctrico y calefactables

VOLANTE: Forrado en piel, multifunción y ajustable

ENTRETENIMIENTO: Sistema con pantalla táctil a color de 8 pulgadas, AM/FM, CD, MP3, auxiliar plug-in, adaptador para iPod, tarjeta SD, navegador satelital, SYNC 3

MÁS EQUIPO: Quemacocos con cubierta de control eléctrico, espejos exteriores eléctricos de color, con calefactor, luces direccionales, memoria para conductor y pasajero 

 

Precio:

La versión Select tiene un costo de 668 mil pesos mientras que la Reserve cuesta 804 mil pesos

 

Síguenos en Twitter @atraccion360 y Facebook, o visita nuestro canal de YouTube

 

Aclaración:
El contenido mostrado es responsabilidad del autor y refleja su punto de vista, mas no la ideología de atraccion360.com

Videos recomendados
Lo que pasa en la Red